NuEsTrO$ Pa!$aJe$!.NoRoEsTe ArGeNtIn0..TuCuMaN!!*#

jueves, agosto 17, 2006

FESTIVIDADES

A lo largo del año en la provincia de Tucumán se realizan distintas festividades, vinculadas a tradiciones de la región que sobrevivieron al tiempo y que continúan dejando su huella de generación en generación.
Así, por ejemplo, en el mes de enero se celebra la Fiesta del Quesillo, en San Pedro de Colalao; allí también tienen lugar en febrero y marzo, la Fiesta de la Humita y la Fiesta de la Nuez, respectivamente. En La Ramada de Abajo, en junio, la comunidad española organiza la Fiesta de la Paella.
En épocas de Carnaval los Valles Calchaquíes hacen gala del eco permanente del joi-joi, acompañado de una melodía de tres notas que se repiten. En Tafí del Valle se celebra la Fiesta del Queso; en Amaicha la de la Pachamama; en Colalao la Fiesta del Antigal, allí también, en el mes de julio se realiza la Fiesta del Ponchi, una bebida lugareña; y en la Ciénaga la Fiesta del Yerbiao.
En Monteros se encuentra el tamal, una especie de pastel de harina de maíz envuelto en chalas, su origen es netamente incaico. En esta misma ciudad se lleva a cabo el Festival de la Fortaleza del Folklore, al culminar la primavera.
En el extremo sur de la provincia, La Cocha organiza la Fiesta Nacional del Tabaco. Aguilares y Tafí Viejo reviven comparsas de distintas procedencias, y en este último pueblo se hace el Festival Nacional del Limón, cuya industria fue una de las primeras de Tucumán.
En el Mollar, próximo al dique La Angostura se lleva a cabo la Fiesta de la Verdura. En Famaillá, durante septiembre, el Festival de la Empanada; muy cerca, en Río Colorado se realiza el Festival del Sauce. En Simoca, todos los sábados puede encontrarse la ya tradicional Feria, que en el mes de julio comparte un encuentro artístico con los turistas; también en esta ciudad, en octubre, se celebra el Festival Nacional del Sulky. A pocos kilómetro de allí, en Atahona, se hace el Festival del Trapiche; en Monte Agudo la Fiesta de las Artesanías. En Lules se Canta a la Patria y en Trancas, territorio vinculado a Lola Mora, se reúnen en el Festival del Caballo. En San Miguel de Tucumán tiene particular trascendencia la Fiesta Nacional de la Zamba.

jueves, agosto 03, 2006

Zona turistica...OBSERVATORIO DE AMPIMPA


AMPIMPA
El área del Observatorio está emplazada en Ampimpa, balcón natural al valle de Santa María, enfrentando a las sierras de Quilmes o del Cajón, y mirando simultáneamente a las provincias de Tucumán, Catamarca y Salta. Las características geográficas brindan un cielo diáfano, en forma casi permanente, sin polución ambiental ni contaminación lumínica, lo que permite la realización de observaciones en condiciones óptimas. Actualmente dedica el 80 % de su tiempo a actividades educativas, realizando campamentos científicos. Esta experiencia fue y es considerada unica en el país, por lo que las actividades fueron declaradas de interés cultural.Declarado Sitio Sitio de Interés Turístico en Enero de 2003, por la Secretaría de Turismo y Deportes.CabañasServiciosConducción a las actividades a cargo de guías y profesionales del ObservatorioConferencias, Charlas, Videos y TalleresServicios de comedor completo (desayuno, almuerzo, merienda, cena). Cafetería durante toda la nocheExcursiones fotográficas con guías arqueológicos a las Ruinas de Quilmes: incluyen transporte y entradas.Material impreso: guías de expedición, apunte, material bibliográficoPosisbilidad de realizar astrofotografías, adosando cámaras al telescopioAlojamiento en cómodas cabañas. Baños individualesTransporte especial para alta montaña.Certificado de asistencia y participación, equivalente a 50 horas cátedrasObservaciones astronómicas con el telescopio del observatorioCampamentos Educativos - Ampimpa
Programas: Vacaciones Verano 2006
Observaciones Nocturnas:
Video Debate " El Origen del Universo" u otro. Charla a cielo abierto. Observaciones Astronómicas con telescopio princiapl del observatorio. Incluye la Luna si estuviera visible en el horario indicado. No incluye servicio de comerdor. Tarifa: $ 8.- Menores de 8 años $ 4.- Horario: de 19 a 24 hs. Opcional Cena $15.-
Noche en Observatorio:
Video debate. Charla a cielo abierto. Observaciones con telescopio. Observaciones en la madrugada. Observación de la salida del sol al amanecer. Comprobación de rotación y traslación de la tierra. Alojamiento en cabañas y desayuno. Tarifa: $ 30.- Menores de 8 años $ 16.- Horario: Llegada 17 a 19 hs. Partida al día siguiente 09.00 hs
Dia en Observatorio:
Idem Anterior. Observación de manchas en el Sol. Caminata Geológica: Conociendo las Rocas. Sendero Temático. Experimentos interactivos con energía solar. Alojamiento en cabaña y Desayuno. Llevar cena fria. Tarifa: $ 36.- Menores de 8 años $ 20.- Horarios: Llegada a horas 17 a 19.00. Partida al día siguiente a 11.00 hs. Cena opcional $ 15
Observaciones Solares:
Observaciones de manchas ern la superficie del sol. comprobaciopn de la rotacion y traslacion ed la tierra. experiemntos interactivos con energia solar. Tarifa: $ 4.- por persona. Menores de 8 años: $ 2.- Horarios: Desde las 10.30 hasta las 18.00 hs Elementos necesarios para participar de las Expediciones Indumentaria : Ropa informal de campaña. Ropa de abrigo. Calzado apto para montaña. Sombrero para sol.Para el cuidado de la piel: Filtros solares con FPS mayor de 15.Certificado de Aptitud Médica: Para permanencia media de uno o dos días, a más de 2500 msnm. Debe presentarse al acreditarse en San Miguel de Tucumán, sin excepción.Anotaciones: Libreta o cuaderno de notas no demasiado pequeño. Lapiceras o lápices.Equipos fotográficos: Se recomienda la mayor variedad de cámaras y accesorios. Especialmente teleobjetivos, cámaras de formato : medio y grande, además de las convencionales de 35 mm.Accesorios: Películas fotográficas de distinta sensibilidad. Trípodes muy estables y que permitan orientar cómodamente la cámara a cualquier punto del cielo. Tripas disparadoras, etc. Junto con la aceptación de la inscripción se entregará información técnica ampliada, referida a este tema.

Mes De La PaChAmAmA!


Agosto: Mes de la Pachamama
Agosto es el mes de la unión entre el cosmos y la Tierra”, afirma un descendiente calchaquí. SIGLOS DE HISTORIA. La rito de la Pachamama parece encerrar en unos cuantos minutos siglos de historia y de tradición de la zona andina.
“Es común que la gente le tenga miedo al mes de agosto, por eso toman el té de ruda. Desde hace muchas generaciones es considerado un mes de mala suerte. Pero nosotros decimos que cuando una persona es creyente -de cualquier creencia-, no existe un mes malo”, sostiene convencido Juan Carlos Yapura, presidente de la Fundación Yuyai. Yapura, descendiente de indígenas calchaquíes, afirma que agosto “es el mes de la fecundidad, cuando vienen las primeras lluvias; nuestra Madre Tierra está preñada, y después, ya en la primavera, empieza a parir y salen las plantas a la luz”.En agradecimiento a los frutos que da la Pachamama o Madre Tierra, se hacen las apachetas, un montículo de piedras para hacer las ofrendas y los agradecimientos. Allí se colocan flores para el buen augurio. También se le entrega a la Pachamama lo que a ella le gusta: cigarrillos, vino, hojas de coca, azúcar, galletas. “Ella bendice todo eso y lo devuelve multiplicado para que no falte el pan para nadie”, asegura Yapura.“Agosto es el mes de la unión entre el cosmos y la Tierra, que empieza a dar los frutos de su fertilidad. Y nosotros, los seres humanos, provenimos de esa fusión. El día en que lo entendamos, comprenderemos que, de verdad, todos somos hermanos”, reflexionó el dirigente indigenista, oriundo de Amaicha del Valle.Yapura comentó que en ocasión de los actos que se harán mañana en la Casa de la Cultura de la Municipalidad capitalina, en el parque 9 de Julio, se hará un pedido especial para que la Pachamama y todo lo que tiene que ver con las culturas diaguitas y calchaquíes tenga su difusión en las escuelas.Por ello, a cada escuela que participe en el acto se le entregará una piedra tallada, para que la coloquen en algún sitio especial del establecimiento.InscripciónEsa piedra, según Yapura, tendrá una inscripción que, traducida, significa: “Proteger todo lo que es de nuestra Madre Tierra y no destruir para que podamos tener vida”. La piedra -agregó- simboliza los cuatro elementos de la vida a través de los animales que los representan: el cóndor de dos de cabezas (aire), el sapo y la rana (agua), la serpiente (fuego) y el choiqui o avestruz, con la cruz en el medio (la tierra fecunda).En todo agostoPara realizar estas ceremonias, vale todo el mes de agosto; sin embargo el día primero al ser la fecha del comienzo de ese mes, es el día preferido, casi el obligatorio, para tales prácticas que, según se estima, llevan a cabo casi la totalidad de las familias de la región, en particular de Jujuy y Salta, en algunos lugares de los Valles Calchaquíes en Catamarca y Tucumán, y también en Santiago del Estero.En ocasiones (en la Quebrada de Humahuaca o la puna), se prepara además una sopa conocida como “tijtincha”, de maíz seco guardado de la cosecha pasada, aderezada con charqui de llama o de cordero -carne salada y secada al sol- y otros aditamentos, todo ello para que la Madre Tierra reciba su cuota de comida y predisponga favorablemente el lugar para el futuro desarrollo de las semillas que se han de plantar.Pero además de dar de comer a la tierra, en cada vivienda se preparan “sahumerios”: una mezcla de alimentos secos y sustancias aromáticas: azúcar, café, hojas de coca, menta, laurel, canela, incienso, etc., junto con fibras de lana de cordero o de llama, pelusas del piso y otros elementos que el dueño de casa elige a voluntad y que tienen que ver con su cotidianidad. Tal mezcla se deposita en el fuego o en piedras candentes y, cuando empieza a levantarse la humareda propiciatoria, con ella “se sahumarán” todas las habitaciones de la vivienda y los cuatro rincones de cada una de ellas. También los habitantes, uno por uno, reciben el humo renovador.Festejarán a más de 3.800 metros de alturaSalta.- La 11ª edición de la Fiesta Nacional de la Pachamama se iniciará mañana en la localidad andina de San Antonio de los Cobres, en plena Puna salteña. El dirigente colla Miguel Siares comentó que los festejos comenzarán a las 10.30 en esa localidad, ubicada a más de 3.800 metros de altura sobre el nivel del mar y en proximidades del límite con Chile.“A las 12 se cumplirá la ceremonia de Convido, con entrega de Yoki, que son hilados rojos, negros y blancos para alejar los males; danza de sikuris, y presentación de números folclóricos”, agregó.Los actos centrales se llevarán a cabo el sábado con la asistencia de autoridades y delegados de los pueblos originarios que llegarán a la cabecera del departamento Los Andes para el II Encuentro Provincial de Participación Indígena que se sumarán a la Ceremonia del Chayaco.La Asamblea indígena culminará el domingo y la fiesta de la Pachamama, el 31 de agosto en la localidad andina de Talar Grande, con recorrido turístico, almuerzo y un homenaje a la Madre Tierra en el cerro Altar Sagrado a 4.000 metros de altura. Se aguarda para todos esos días una nutrida afluencia turística. (Télam)Fuente: La Gaceta - 31/07/06

Cintia Lazcano

viernes, diciembre 16, 2005

Fiestas Tipicas!

Son tradicionales la Fiesta del Queso, que se celebra desde hace más de 30 años cada segunda quincena de febrero, y "La Yerbeada", que se lleva a cabo en La Ciénaga y en la que se toma mate con pastitos y aguardiente. Estas celebraciones conjugan la cultura presente con el legado histórico de los antepasados.

Recreación de La Pasión en Tafí del ValleEn Semana Santa se recrea La Pasión, puesta en escenario natural, representada por artistas y gente del pueblo. Dicha representación fue declarada de interés provincial por el gobierno, según decreto firmado por el gobernador de la provincia de Tucumán, Julio Miranda.

Los 16 de julio se honra a Nuestra Señora del Carmen, Santa Patrona del lugar.

Recorridos de interes por los Valles Calchaquies

Vuelta al Valle
Recorrida por los faldeos de los cerros El Pelado, Muñoz, Ñuñorco y Mala-Mala. También se puede visitar la Casa Duende que es museo particular sobre personajes míticos de la cosmovisión indígena. El visitante es guiado por los autores, que durante diez años investigaron la mitología de los valles y luego recrearon a cada uno de los duendes y figuras míticas. Cuenta con un fogón de cuentos, sala de proyecciones y una vasija enorme en la que los artesanos de la zona exponen sus creaciones, que están a la venta. Casa Duende fue declarada de interés turístico y cultural.

Centro de Tafí del Valle
Tiene viviendas construidas antes de la llegada de nuestro siglo y sus principales calles están pavimentadas. En Tafí hay de todo: hospital, policía, hoteles, hospedajes, minimercados, estación de servicio, banco, correo, teléfono (DDN y DDI), televisión por cabletalleres mecánicos, gomerías, agencia de excursiones, artesanías. Además, cuenta con oficinas de la Dirección de Vialidad, la Municipalidad y un Juzgado de Paz

Capilla de La Banda
Museo histórico, religioso y arqueológico, donde también se venden artesanías. Fue declarada museo nacional en 1978.

Casas Viejas
La leyenda dice que fue el primer asentamiento poblacional de la conquista en el norte del país, efectuado por la corriente colonizadora del capitán Diego de Rojas, a quien debe su nombre. Forma parte del circuito Vuelta al Lago, camino preferido de los pescadores, quienes lo recorren en busca de los mejores lugares pesqueros del embalse.

El Mollar
Pequeña villa turística ubicada a 15 km de Tafí del Valle. Hace medio siglo, la imagen de la Virgen de Covadonga fue traída de España para esta villa. Hoy se la venera en una pintoresca capilla

Estancia Los Cuartos
El casco del establecimiento es muy visitado. Se ofrecen espectáculos como pialadas, domas, música y bailes típicos. Allí también se fabrican quesos.

La Quebradita
Lugar ideal para caminatas, campamentos, picnics, etc. Sobre un bello y pequeño morro se encuentra la escultura de Cristo Redentor, que domina todo el Valle.

Museo Runa
Museo de antropología, arte y medio ambiente. Es una muestra del esfuerzo por hacer llegar a todo tipo de público la cultura vallista, el arte de estas regiones y su problemática ambiental.

Valle de La Ciénaga
De espectacular belleza de alta montaña, de vegetación de gramíneas y bosques de alisos. A este lugar no se puede acceder en vehículo.

Breve reseña historica de Tafi del Valle

Tafí del Valle es una pequeña y hermosa villa turística ubicada a solo 107 km. de San Miguel de Tucumán, y separada de la misma por las yungas, estas selvas de altura características de la región.

Paisaje de Tafí del ValleEs el lugar preferido por los tucumanos capitalinos para distraerse y alejarse de la vida urbana. Es que este valle de prodigiosa belleza, situado a 2020 m. sobre el nivel del mar, que alguna vez fue el enclave más austral del antiguo imperio Inca, sorprende y encanta a todos sus visitantes.

Sin lugar a dudas, Tafí del Valle hace honor a su nombre, que en la lengua quechua significa "hermoso", ya que sus atractivos se despliegan ante la vista de los maravillados visitantes tanto en la naturaleza como en la cultura de su pueblo.

La historia se respira en sus rincones, ya que guarda todavía en su tierra el misterio cautivante de su cultura aborigen: pircas de piedra, construcciones de adobe, artesanías en cerámica y la técnica agrícola cuyas huellas se advierten en las terrazas de cultivos.


LOS MEÑIRES










Se trata de un conjunto de grandes bloques de piedras tallados aprox. en el año 300
a.C. y dedicados al culto de la fecundidad. Los yacimientos de menhires fueron explorados sistemáticamente y en 1968 se instaló, simbólicamente, un parque arqueológico de menhires en la localidad tafinista de El Mollar. Una década después, por iniciativa de la Secretaría de Turismo de Tucumán, se creó el parque, en una suave loma ubicada en el perilago del dique La Angostura, represa de agua ubicada en la entrada de El Mollar.
Las fascinantes piedras que estaban en el Mollar, otras que se encontraban en el Parque 9 de Julio (en la ciudad capital) y varias que permanecían en propiedades privadas, fueron reunidas en una reserva, importante testimonio del pasado indígena. A pesar del deterioro sufrido por el transcurso del tiempo y por la mano del hombre, que a veces depredó valiosos ejemplares, gran parte de los menhires ha podido ser rescatada.